Image default
Adopción Aragon (ANT) Blockchain Ethereum (ETH)

Aragon prepara lanzamiento de su tribunal descentralizado en Ethereum


Aragon se está preparando para habilitar el primer tribunal descentralizado en la blockchain de Ethereum, luego de anunciar su preactivación. Los usuarios podrán ayudar a resolver conflictos en la red y velarán por el cumplimiento de los contratos, convirtiéndose en jueces de este protocolo. Para ello tendrán que adquirir un nuevo tipo de token —conocido como ANJ—, el cual se encuentra disponible para su intercambio desde esta semana.

El protocolo se conoce como Aragon Court y fue presentado por primera vez en el Congreso Paralelní de Hackers, celebrado en el mes de octubre del año pasado. La iniciativa cuenta con dos fases distintas, luego de que su código fue incorporado a la red principal de Ethereum a finales de diciembre. La primera parte, que durará todo un mes, se centrará en permitir el intercambio de tokens de Aragon (ATN) por las nuevas fichas de Aragon Court (ANJ), para así poder utilizar esta herramienta. La segunda fase, por otro lado, se centrará en el lanzamiento de la plataforma.

El equipo de Aragon anunció que la primera fase de preactivación se inició este 7 de enero. Todos los usuarios de Aragon y Ethereum que estén interesados en participar en esta plataforma podrán acceder a los tokens hasta el próximo 10 de febrero bajo un equivalente de 1 ATN, que es igual a 100 ANJ. El intercambio se llevará a cabo en la página web principal del protocolo, en donde también se explica en detalle el proyecto.

La importancia de estas fichas radica en que solo aquellos usuarios que posean ANJ podrán convertirse en jurado activo de la plataforma. Asimismo, tendrán la posibilidad de asistir a los abogados e interceder en los conflictos que sean discutidos en el tribunal. El intercambio de tokens seguirá activo luego del lanzamiento de la plataforma, el 10 de febrero, más se asegura bajo una oferta distinta a la de preactivación.

¿De qué se trata Aragon Court?

La nueva plataforma de Aragon planea introducir un nuevo sistema de justicia que sea descentralizado. Una idea que ya había sido esbozada por Vitalik Buterin, desarrollador de Ethereum, en el año 2016. Aragon Court introduce la posibilidad de conformar un tribunal digital sin la intervención de terceros, una visión que abre nuevas posibilidades jurídicas.

Para ello, plantea como objetivo resolver los conflictos entre los usuarios, los contratos y las DAO (organización autónoma descentralizada) que hacen vida en Ethereum. Los desarrolladores del protocolo han aclarado que la meta del tribunal es velar por el cumplimiento de los contratos inteligentes y resolver disputas que no pueden ser solucionadas por la tecnología. En este sentido, describe que todas aquellas «disputas subjetivas» que requieran intervención humana pueden presentarse en la plataforma.

El tribunal estará conformado por un grupo de jueces y abogados registrados en la plataforma, los cuales pueden ser cualquier usuario de la red de Ethereum. Los participantes tienen que apostar sus fichas ANJ en una disputa determinada para ser reclutados como jurado. Asimismo, ganarán honorarios cada vez que adjudiquen con éxito en uno de estos conflictos legales.

Para evitar la corrupción, el equipo de desarrolladores de Aragon Court decidió que los jueces serán seleccionados por sorteo. Asimismo, las partes involucradas podrán determinar cuántos jueces desean que participen en el conflicto. Según declaraciones de Luis Cuende, desarrollador y cofundador de Aragon, este tribunal podría empezar a operar con casos reales para el año 2021. Aunque no se sabe si esta fecha se adelantará debido a los últimos avances que han realizado con el lanzamiento de la plataforma.





Source link

Related posts

El regulador de valores de EE. UU. solicita empresas de análisis de blockchain para revisión de datos

topicoespana

China mantiene liderazgo en patentes relacionadas con blockchain | CriptoNoticias

topicoespana

Zebpay reabre en la India a pesar de la prohibición bancaria

topicoespana